[:es]Pentai Kerachut muelle (Parque Nacional de Penang) Malasia[:en]Pentai Kerachut from its pier (Penang National Park) Malaysia[:]

Parque Nacional de Penang – Perdámonos en el paraíso de Malasia

El Parque Nacional de Penang (Taman Negara Pulau Pinang) es uno de mis rincones favoritos del mundo. Por ello, como podéis esperar, esta entrada la vamos a cuidar más que ninguna. En la diminuta isla de Penang, a solo hora y media de la ciudad de George Town, se encuentra este parque nacional que resulta ser el más pequeño de Malasia.

Sin duda es un lugar al que se que volveré pronto ya que hay posibilidad de acampar en él y mi alma exploradora me pide que pase allí al menos una noche, con los atardeceres de ensueño y el murmullo liberador de la selva.

cómo llegar al parque nacional de penang

Para llegar al Parque Nacional de Penang tenéis que coger el autobús 101 desde GeorgeTown. Nosotros lo cogimos en la calle Lubuh Chulia. Os dejo el siguiente mapa para que sepáis el recorrido (dirección hacia Teluk Bahang). El precio son 4 MYR (1 €) y el trayecto dura hora y media. El primer bus sale sobre las 5:30 y el último a las 12 de la noche.

Una vez que lleguéis habrá un montón de locales que os ofrezcan llevaros en barco hasta las diferentes playas del Parque Nacional. Mi consejo es que aunque os ahorréis la caminata no lo hagáis. Sinceramente andar por el Parque Nacional ha sido uno de los paseos mas increíbles que he dado.

Embarcadero a la entrada del Parque Nacional de Penang Malasia

Embarcadero a la entrada del Parque Nacional de Penang

LA RUTA POR EL PARQUE NACIONAL DE PENANG

Antes de comenzar el trekking por el parque tenéis que pasar por una caseta, para apuntar vuestros nombres, el número de pasaporte y decir si vais a acampar o no. La entrada es gratuita, pero llevan un control de quien entra y quien sale.

Además hay un cartel grandísimo con el plano del parque y las diferentes rutas que existen. En ese plano vimos que una de las atracciones más características del parque estaba cerrada, el Canopy Walkway, un puente de madera de 250 m de longitud, que se suspende de los árboles a 15 metros del suelo. En el caso de que esté abierto cuando vayáis, el precio es de 5 MYR que hay que pagar en la oficina de registro de visitantes.

Plano del Parque Nacional de Penang Malasia

Plano del Parque Nacional de Penang

Nuestro objetivo de trekking para ese día era llegar al punto D del mapa (la playa mas popular del parque, llamada Teluk Duyung aunque conocida más como Monkey Beach). Allí pasaríamos la mañana y comeríamos. Después volveríamos hasta el punto A y seguiríamos hasta el punto F (Pantai Kerachut). Según habíamos leído esta es la playa donde mejores puestas de sol se ven de todo el parque nacional.

En total 1 hora y media de ida + otra hora de vuelta + otra hora de ida + otra hora y media de vuelta. 5 horas de trekking a 30 grados y con una humedad inimaginable. Pero resultó ser una buenísima experiencia. Uno de los mejores momentos de nuestro viaje de 20 días por el Sudeste Asiático.

TREKKING HACIA MONKEY BEACH

La ruta se hace amena gracias a las vistas que tiene, pero realmente no es fácil. Aunque el camino es claro (la maleza está bien despejada y existen puentes de madera para pasar los tramos más complicados), la humedad lo dificulta. Nunca había sudado tanto.

Por falta de preparación solo llevábamos 1 botella de 1.5 litros para los dos, que acabamos antes de llegar a la Monkey Beach. Para que os hagáis una idea, a lo largo del día gastamos un total de 3 botellas entre los dos. Llevad al menos dos botellas de 1.5 litros por persona al Parque Nacional de Penang.

Naturaleza en el Parque Nacional de Penang Malasia

Naturaleza en el Parque Nacional de Penang

Aunque en muchos blogs leímos que había sido difícil o imposible encontrar monos en el Parque Nacionalde Penang, antes de lo previsto, se hizo la magia.

Nota: ésta era la primera vez que veía monos en libertad. Como personalmente los Zoos me dan horror, ver estos animales en libertad me hizo muchisima ilusión.

TELUK AILING

Siguiendo el camino cada vez se iba haciendo más complicado, pero también ibamos encontrando más sorpresas. Pudimos ver un lagarto gigantesco, mariposas alucinantes y playas que empezaban a ser una maravilla como la que os enseño en esta foto llamada Teluk Ailing. Punto C del plano.

Teluk Ailing. Una de las playas del Parque Nacional de Penang.

Teluk Ailing. Una de las playas del Parque Nacional de Penang.

El sendero no tiene pérdida y después de una hora y cuarto andando encontramos una piedra que indicaba que estábamos llegando a nuestra primera parada en el Parque Nacional de Penang.

Señalización de Monkey Beach Parque Nacional Penang Malasia

Señalización de Monkey Beach

EL PARAÍSO DE MONKEY BEACH

Justo antes de llegar volvimos a ver monos. Esta vez estaban custodiando el puente que por fin daba paso a la playa de Monkey Beach.

Monos en la playa Monkey Beach del Parque Nacional de Penang Malasia

Monos en la playa Monkey Beach del Parque Nacional de Penang

Y una vez cruzado con cuidado de que no nos robaran nada (si, estos monos están acostumbrados a robarle a los visitantes la comida, móvil o lo que puedan, así que sujetad bien vuestras cosas y cerrad las mochilas), llegamos al PARAÍSO.

Las playas del Parque Nacional de Penang son de las más bonitas que he visto nunca.

Una amazona en Monkey Beach (Parque Nacional de Penang) Malasia

Una amazona en Monkey Beach (Parque Nacional de Penang)

Practicamente estábamos solos, junto a un par de locales que nos vendieron agua.

La playa es larguísima y la arena es fina y blanca, lo que hace que el agua se enturbie si hay olas. No es la mejor playa para practicar snorkel.

ALMUERZO EN MONKEY BEACH

Una cosa que me encantó fueron las casetas construidas debajo de las palmeras para que los visitantes puedan sentarse a comer en las mesas de madera, o a descansar un poco de tanto sol. Evidentemente esperaba que algún local se acercara a pedirnos que pagáramos el alquiler de la caseta. ¡Pero no! son totalmente gratis y si se acercaban era a saludar.

Por favor, amarrad bien vuestras pertenencias a las mesas y sillas. Es bastante común que mientras estáis en el agua venga un mono y se lleven todo lo que pueda, sobre todo las mochilas si tenéis comida dentro.

Nuestra caseta en Monkey Beach (Parque Nacional de Penang)

Nuestra caseta en Monkey Beach (Parque Nacional de Penang)

Para comer habíamos sido precavidos y el día anterior, tras recorrer George Town, habíamos comprado cosas para comer durante nuestro día en el Parque Nacional de Penang (pan, queso y fruta dragón).

Fruta Dragón en Monkey Beach Parque Nacional de Penang Malasia

Fruta Dragón

Recorrimos todo el largo de la playa, pero no seguimos el sendero para llegar al faro de Muka Head. Si lo hacíamos no nos daría tiempo a llegar a la playa de Pantai Kerachut antes del atardecer.

Barco en Monkey Beach (Parque Nacional de Penang)

Barco en Monkey Beach (Parque Nacional de Penang)

Entre las palmeras encontrareis columpios y lianas para pasar el rato.

Columpio en Beach Monkey (Parque Nacional de Penang) Malasia

Columpio en Beach Monkey (Parque Nacional de Penang)

Liana en Beach Monkey (Parque Nacional de Penang)

Liana en Beach Monkey (Parque Nacional de Penang)

TREKKING HACIA PANTAI KERACHUT

Y sobre las 2 recogimos todo y volvimos por donde habíamos venido para tomar el sendero a Pantai Kerachut.

De camino, a la altura de Teluk Ailing, nos encontramos con este enorme y simpático lagarto que estaba tan a gusto tomando el sol hasta que llegamos nosotros.

La selva se hacía mucho más espesa en el camino a esta playa. Era evidente que esta playa es bastante menos visitada que la primera. Ya no se veían puentes de madera como los anteriores, sino que el camino era entero de arena y tierra, con mas pendiente y ramas.

De camino a Pantai Kerachut (Parque Nacional de Penang) Malasia

De camino a Pantai Kerachut (Parque Nacional de Penang)

A mi personalmente esta ruta me gustó más. En vez de ir bordeando la costa, como en el camino a la primera playa, vas atravesando la selva.

De nuevo tuvimos problemas con la escasez de agua y realmente nos preocupamos. Tras una larga caminata, mucho más larga que la que habíamos hecho por la mañana, llegamos al puente que es entrada a la playa. Y descubrimos de nuevo un lugar alucinante.

PaNTAI KERACHUT

A la izquierda del puente suele haber un lago Meromíctico. Este tipo de lago tiene la peculariedad de que contiene dos tipos de agua que no se mezclan, agua dulce con agua salada (que proviene del mar).

Según leímos en las guías del Parque Nacional de Penang a veces este lago aparece y otros días no está. El día que nosotros fuimos estaba prácticamente vacío.

Puente de acceso a Pantai Kerachu (Parque Nacional de Penang) Malasia

Puente de acceso a Pantai Kerachu (Parque Nacional de Penang)

En esta playa no había absolutamente nadie, ni un turista, ni un barco, ni un local. Solo veíamos el muelle que habíamos visto en las fotos de la playa antes de nuestro viaje. Allí era donde nos habíamos propuesto ver el atardecer.

Pantai Kerachut (Parque Nacional de Penang)

Pantai Kerachut (Parque Nacional de Penang)

Muelle en Pantai Kerachut (Parque Nacional de Penang)

Muelle en Pantai Kerachut (Parque Nacional de Penang)

No podíamos creernos que estuviéramos nosotros solos en esa playa paradisíaca hasta que encontramos el siguiente cartel (que por cierto no estaba muy a la vista).

Cartel de prohibición de baño en Pantai Kerachut (Parque Nacional de Penang)

Cartel de prohibición de baño en Pantai Kerachut (Parque Nacional de Penang)

El baño en la playa estaba prohibido. Lo que no nos quedo muy claro si porque las medusas venenosas que había eran mortales, si el peligro venía porque de vez en cuando había olas de 5 metros o si era porque el fondo del mar era una pendiente hacia lo más profundo.

Fuera por lo que fuera y sudando como habíamos sudado no nos bañamos.

Recorrimos la playa y fuimos hasta el final del muelle para tener una mejor vista de la playa.

Pantai Kerachut muelle (Parque Nacional de Penang) Malasia

Pantai Kerachut desde su muelle (Parque Nacional de Penang)

Y desde ahí vimos que había dos casetas ocultas en la maleza, así que fuimos de inmediato a ver si alguien nos podía vender agua. Encontramos a un chico que nos dijo que aquella caseta se trataba de un centro de investigación. Por suerte también nos dijo que si nos queríamos duchar había unas duchas fuera de la caseta y nos vendió agua. Además nos preguntó que si nos íbamos a quedar a dormir allí y con pena dijimos que no. Desde luego cuendo vovamos acamparemos aquí.

CENTRO DE CONSERVACIÓN DE TORTUGAS

La otra caseta se trataba de un centro de conservación de tortugas. Yo que soy partidaria del turismo ético no quede muy contenta con haber entrado a este sitio. Eso si, como entrar es gratis, tampoco me fui con la sensación de haberlo financiado.

Cartel de información del centro de conservación de tortugas de Pantai Kerachut en Parque Nacional de Penang Malasia

Cartel de información del centro de conservación de tortugas de Pantai Kerachut

El objetivo del centro es localizar los huevos de tortuga que las madres depositan en la playa de Pantai Kerachut y proteger la zona. Una vez que las tortugas nacen las cuidan hasta que sean más grandes y puedan devolverlas a la playa, sin peligro de depredadores etc. Hasta aquí todo nos parecía perfecto.

Tortugas nacidas hacía 3 días en el centro de conservación de Pantai Kerachut en Parque Nacional de Penang

Tortugas nacidas hacía 3 días en el centro de conservación de Pantai Kerachut

El problema viene cuando mantienen dos tortugas adultas, totalmente sanas, en una bañera enana, sin ningún espacio para salir fuera del agua, solo por el hecho de mostrárselas a los turistas. Este hecho nos molesto bastane.

Para colmo absolutamente nadie vigila que no se toquen o cojan las tortugas. No hay nadie allí. Si hubiera querido hubiera podido coger las tortugas y llevármelas perfectamente.

Tortugas adultas en una bañera en el centro de conservación de Pantai Kerachut en Parque Nacional de Penang

Tortugas adultas en una bañera en el centro de conservación de Pantai Kerachut

ATARDECER EN EL MUELLE

Cuando salimos ya empezaba a atardecer y nos quedamos en el muelle. Según leímos desde aquí se ven los mejores atardeceres del Parque Nacional de Penang.

Yo, como friki de atardeceres y amaneceres, se perfectamente que atardeceres de los que no esperas nada te pueden enamorar y otros que apuntan maneras después son un “bueeeeeno, tampoco ha sido para tanto”.

Pues bien, de este esperaba un montón. Había visto fotos de cielos rojos y al final el nuestro no pasó de amarillo. Fue precioso, pero yo esperaba más. Así que nada, la próxima vez tienda de campaña y noches por delante.

Atardecer en el muelle de Pantai Kerachut (Parque Nacional de Penang) Malasia

Atardecer en el muelle de Pantai Kerachut (Parque Nacional de Penang)

ATRAVESANDO LA SELVA DE NOCHE

Y entonces fue cuando caímos en la cuenta de que había atardecido y quedaba hora y media de vuelta.

Recogimos las cosas tan rápido como pudimos y literalmente corrimos por la selva. Intentamos avanzar lo máximo posible antes de que fuera noche cerrada. Pero inevitablemente nos atrapó.

Estábamos en medio de la selva, a oscuras, y con más de una hora de camino por delante. No llevábamos linterna. Solo un teléfono móvil con el que nos alumbrábamos para poder caminar. Como os dije este camino era más difícil que el que llevaba a la Monkey Beach. Había que sortear raíces de árboles, ramas, terraplenes de arena y sin embargo fue una experiencia mágica y salvaje.

El sonido de la selva de noche es distinto, o quizás sea que al no ver agudizamos más el resto de sentidos. Escuchábamos perfectamente los monos llamarse de una punta a otra. Puede ser que fuera por la bajada de la temperatura pero el camino no se nos hizo largo para nada. Antes de darnos cuenta estábamos de nuevo en la oficina de registro, eso sí, comidos por los mosquitos (llevad repelente).

Cómo acampar en el Parque Nacional de Penang

Cómo se que a más de uno le estarán dando ganas de acampar en esta selva quería contaros que hay un número de plazas limitadas por día. El alojamiento es gratuito, simplemente tenéis que llevar vuestra tienda de campaña.

Hay zonas destinadas a la acampada, ya que acampar en la playa está prohibido para no dañar los huevos de las tortugas. Así que por favor, si quieres ayudar a estos animales, si acampas hazlos en las zonas habilitadas. Tenéis toda la información sobre acampar en el Parque Nacional de Penang aquí.

Para despedirme contaros que soy de las que prefieren descubrir nuevos lugares antes que viajar a uno donde ya he estado. Sin embargo con el Parque Nacional de Penang es distinto. No tengo ni idea de que paises visitaré en mi próximo viaje a Asia, pero el Parque Nacional de Penang estará en el itinerario seguro.

TEXTO Y FOTOGRAFÍA DE ASCEN. El mejor blog de viajes


OTROS ARTÍCULOS DE la colección DEL SUDESTE ASIÁTICO

No te pierdas...

9 comentarios en “Parque Nacional de Penang – Perdámonos en el paraíso de Malasia

    • Atlas de una Amazona dijo:

      Lo de los monos hay que tener mucho cuidado. En esta ocasión nos libramos, pero en uno de los post siguientes os contaré como un mono me robo la bolsa de la ropa sucia. Saben que normalmente guardamos la comida en bolsas de plástico y cuando las ven se vuelven locos xD

  1. sofiapozuelo dijo:

    Qué pasada, Amazona! Me han entrado muchas ganas de viajar a este lugar tan increíble. Qué gracia (o no) lo de los monos ladrones. Si voy, lo tendré muy en cuenta. La experiencia de estar en la selva en medio de la noche tuvo que ser memorable aunque a mí me hubiese dado un poco de miedo!

    • atlasdeunaamazona dijo:

      Hola Jose. Gracias por comentar y espero que puedas disfrutar tanto como nosotros del Parque Nacional de Penang. Es uno de los pocos destinos que tengo la plena certeza de que volveré porque merece muchísimo la pena.

      Un abrazo!

  2. Markelistravels dijo:

    He llegado a tu blog buscando informacion sobre el Parque Nacional de Penang,lo tenemos en mente durante nuestra estancia en Georgetown! Y leyendo tu post tengo mas claro aun que quiero ir! 🙂 Gracias por compartirlo!

Deja un comentario